Jueves Noviembre 9, 2017 22:19.- Internacional | China

Trump firma en Pekín acuerdos comerciales por 250.000 millones de dólares

El presidente estadounidense, Donald Trump, anunció este jueves en Pekín haber suscrito numerosos acuerdos comerciales por más de 250.000 millones de dólares, que pueden ayudar a reequilibrar el comercio entre China y Estados Unidos, aunque su concreción sea incierta.

Estos acuerdos, firmados durante la primera visita de Trump a China, fueron anunciados con gran pompa durante una cumbre con su homólogo chino, Xi Jinping, en el Gran Palacio del Pueblo.

Los sectores implicados son los de energía, aeronáutica, agroalimentario o electrónica. El importe total (253.400 millones de dólares) es excepcional y entre los grandes beneficiarios figuran los gigantes estadounidenses Boeing, DowDuPont, Caterpillar o Qualcomm.

Muy sonriente, Trump -que durante su campaña presidencial convirtió los superávits comerciales chinos en su gran chivo expiatorio- afirmó que "no reprocha nada" a Pekín.

"Yo no le reprocho nada a China. Después de todo, ¿quién puede reprocharle a un país que se aproveche de otro por el bien de sus ciudadanos? ", afirmó.

La avalancha de acuerdos fue calificada de "verdadero milagro" por el ministro chino de Comercio, Zhong Shan.

Pero, para James McGregor, presidente en China del gabinete APCO Worlwide, se trata sobre todo de "la política a la antigua: un dirigente llega y se otorga el prestigio de una serie de acuerdos ya en curso, a los que añade otros para redondear una cifra enorme".

Pekín desplegó la alfombra roja para Trump, que ahora "podrá tuitear que es un formidable negociador", dice McGregor a la AFP.

Por su lado, Christopher Balding, profesor de la Universidad de Pekín, afirma que más allá de las cifras, "la mayoría de los anuncios se refieren a protocolos de acuerdo, más a que contratos en firme, por lo que habría que preguntarse lo que realmente va a concretarse". Además, algunos anuncios son "vagos", asegura.

- Gas en Alaska -

Otros, sin embargo, pueden ser "bastante sustanciales", matiza por su lado McGregor.

Así, en momentos en que Pekín trata de diversificar sus suministros de hidrocarburos, tres organismos estatales -entre ellos el fondo CIC- cerraron un acuerdo para explotar yacimientos de gas natural líquido (GNL) en Alaska, con hasta 43.000 millones de dolares previstos en inversiones.

Ello podría reducir el déficit comerciales de Estados Unidos en 10.000 millones de dólares por año, según los servicios del gobernador de Alaska.

Pero, según los observadores, este torrente de acuerdos sólo reequilibrará marginalmente la balanza comercial norteamericana y no ayudará a reducir el proteccionismo de China, tan criticado por Washington.

Estados Unidos es el segundo socio comercial de China y tiene ante el gigante asiático un gran déficit comercial anual cercano a los 350.000 millones de dólares, según fuentes estadounidenses.

Entre los demás anuncios, figura un acuerdo entre el fabricante estadounidense de material de construcción Caterpillar y el mastodonte China Energy, sobre ventas de equipos mineros, pero no se han divulgado más detalles financieros.

Por su lado, el fabricante de semiconductores Qualcomm firmó acuerdos con tres grandes productores de smartphones chinos, Xiaomi, Oppo y Vivo, y asegura que puede venderles en tres años microchips por valor de "12.000 millones de dólares".

Por su lado, el gigante estadounidense Boeing firmó un acuerdo de venta de 300 aviones por un precio de catálogo total de 37.000 millones de dólares, aunque no se precisó si todos los pedidos eran nuevos.

China es el segundo mercado aeronáutico mundial y Boeing considera que el país necesitará 7.240 aviones comerciales en los próximos 20 años.

Por su parte, DowDuPont, del sector agroquímico, suscribió un acuerdo con la startup de las bicicletas compartidas Mobike para desarrollar materiales más ligeros.

Finalmente, en el sector agroalimentario, JD.com, especialista chino de la venta en línea, se comprometió a comprar productos a Estados Unidos por 2.000 millones de dólares en los próximos tres años. De esa suma, 1.200 millones corresponden a la compra de carne a la asociación de ganaderos de Montana. (AFP)

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 


 

 


 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 


 

 


 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 



 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 


 


 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

río