Viernes Enero 18, 2019.- Europa

Carrera contrarreloj para Yulen

A 5 días de la tragedia, disminuyen posibilidades

La dificultad del terreno y la amenaza de lluvias complican las labores de rescate del niño español atrapado en un pozo de 110 metros, a cinco días de la caída, y se estima que pueden prologarse unos días más.

La tuneladora que debía cavar un pozo paralelo al que se encuentra Yulen, de dos años, desde el domingo pasado, está paralizada y se trabaja en una nueva perforación.

Julen cayó a un pozo de 110 metros de profundidad y de solo 25 centímetros de ancho en una finca familiar de Totalán, en Málaga.

Inicialmente se pensó en cavar un túnel horizontal al pozo de propensión pero ante la inestabilidad del terreno se suspendió, informó a la prensa Angel García, el delegado del Colegio de Ingenieros de Caminos de Málaga.

García admitió que se trabaja "sin conocimiento previo del terreno, y eso va dificultando y cambiando casi constantemente las decisiones".

Para sumar aún más incertidumbre se prevén lluvias para las próximas horas y los expertos reconocen que no es una buena noticia. García no excluyó que el salvataje se concrete recién el lunes próximo. (ANSA).